DESNUDANDO LA ERA ANTINARCOTICOS

Just another WordPress.com weblog

Archive for octubre 2010

LEGALIZACION DE LA MARIHUANA EN CALIFORNIA

leave a comment »

Written by edgarjaramillo

octubre 26, 2010 at 12:24 am

Publicado en Uncategorized

“Hay que buscar vías de legalización de las drogas; ”

leave a comment »

“hay que buscar vías para la legalización de las drogas, porque lo que es una realidad incontestable es que los Estados están perdiendo la lucha contra el narcotráfico.”
Domingo, 26 de Septiembre de 2010 00:00

Diario de Ferrol-2010-09-26-
entrevista de carmela lópez

Desde hace unos años, el Juzgado de Instrucción número 3 está realizando un intenso trabajo en materia de lucha contra el narcotráfico. ¿Cuántas causas tiene abiertas en la actualidad?
—Para dar una cifra objetiva, desde el año 2007 han ingresado en prisión preventiva por orden de este juzgado 72 presuntos narcotraficantes y hay que sumar varias decenas más de imputados con los que no se adoptó esa medida cautelar.
Es decir, que desde hace cuatro años se ha procesado por delitos contra la salud pública en torno a 120 o 130 personas, fundamentalmente en 14 grandes procedimientos, con investigaciones policiales o de la Guardia Civil, y en esas 14 causas, la mitad, en torno a siete, están terminadas y se han remitido a los órganos de enjuiciamiento o están a punto de serlo.
—Últimamente llama la atención el número de detenidos en la zona, ¿obedece a un traslado de las mafias o al empleo de más medios?
—Realmente, el esfuerzo en la persecución del narcotráfico se intensificó a partir de 2007. Con anterioridad se había creado cierto clima de impunidad entre las mafias del narcotráfico, que había propiciado su desarrollo en Ferrol. Se llevaba mucho tiempo avisando de que la ciudad se estaba convirtiendo en el gran hipermercado de la droga del Noroeste, en parte gracias a la mejora de las comunicaciones, pero también porque las estrategias seguidas en la lucha contra el narcotráfico no estaban dando fruto. Desde el año 2007 se han dedicado unidades especializadas en la lucha contra el narcotráfico, que era una vieja reclamación nuestra, y creo que a partir de ahí es cuando se establece un cambio de rumbo.
—Se aprecia, también, un cambio significativo en la categoría social de los imputados. ¿Los campamentos gitanos han dejado de “operar” o lo hacen en un escalafón más bajo?
—El tráfico en algunos de los campamentos se mantiene estable y además es muy difícil de erradicar. Es evidente que se trafica en algunos campamentos. En cambio, la categoría social de los últimos imputados se debe a que la acción judicial y policial está consiguiendo alcanzar grados más altos dentro de las tramas criminales, no a que se haya producido un cambio sociológico dentro de las personas integradas en esas tramas. Estamos profundizando más en las investigaciones y se está llegando, en ocasiones, a las cabezas de las organizaciones.
—¿Los juzgados disponen de los suficientes medios materiales y humanos para trabajar con eficacia en estas causas?
—Rotundamente no. Hay tres juzgados de instrucción con constantes guardias, con un reducido personal, y además uno de esos juzgados está dedicado a la Violencia de Género. El compromiso y esfuerzo personales que hemos mantenido en estos años los magistrados y los funcionarios destinados a estos juzgados no puede continuar indefinidamente.
—¿Cómo es la colaboración con los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado?
—El peso de la lucha policial lo llevan equipos especializados de la Policía y la Guardia Civil, tanto con base en Ferrol como en A Coruña, y la relación profesional con ellos es muy estrecha. Eso también ha significado un valor muy importante a la hora del éxito de las operaciones que se han emprendido.
—El ex presidente del Gobierno Felipe González se mostró partidario, recientemente, de la conveniencia de legalizar las drogas. ¿Cuál se su opinión?
Mi opinión personal se mueve también en el sentido de que hay que buscar vías para la legalización de las drogas, porque lo que es una realidad incontestable es que los Estados están perdiendo la lucha contra el narcotráfico. El problema ya no es tanto el narcotráfico como el fenómeno de corrupción tan elevado que está generando y que se puede constatar en todos los lugares. La corrupción, en determinados momentos, cuando se expande, puede llegar a poner en peligro las instituciones democráticas.
—Los temas de tráfico, concretamente las alcoholemias, también representan una importante materia de trabajo. ¿Cómo están las cifras?
—Yo creo que, fundamentalmente, se mantienen, porque en Ferrol estamos percibiendo un fenómeno bastante curioso de multirreincidencia. Muchas veces nos encontramos a los mismos imputados repitiendo una y otra vez los mismos delitos, particularmente la conducción bajo la influencia del alcohol y sin permiso de conducir o con éste retirado . Entonces, las cifras, salvo un leve descenso que se percibió antes del verano, están más o menos como siempre.
—Pasando a otros temas, ya lo decía usted antes, Ferrol continúa sin un juzgado específico de Violencia de Género. ¿Se debe a la falta de medios o a que no lo estiman necesario? ¿Qué media de denuncias se tramita?
—Ferrol siempre está a la cola en la creación de juzgados dentro del contexto de las siete grandes ciudades de Galicia. Hay que pensar que en A Coruña se están concediendo en torno a dos juzgados al año y una plaza de magistrado para las salas; en Ferrol, con suerte, nos corresponde un juzgado cada tres años. Entonces, en esa dinámica en la que Ferrol siempre se deja para el final, se produce la situación de que carecemos del juzgado propio de la Violencia de Género, cuando es la tercera de las ciudades de Galicia en causas de esta materia. Si no se llega al módulo establecido para la creación de los juzgados de Violencia pueden estudiarse otro tipo de soluciones, como la comarcalización con partidos judiciales como el de Ortigueira, o incluso el de Betanzos, pero nada se ha avanzado en ese sentido. Yo creo que el juzgado de Violencia de Ferrol es necesario, porque la situación de Instrucción 2 ahora mismo es insostenible. Al fin y al cabo lo pude comprobar personalmente como el primer juez de Violencia de Género de esta ciudad. Las cifras en este juzgado se mantienen estables a lo largo de todos estos años. Suelen tramitarse en torno a dos o tres diarias por la vía de juicios rápidos o de causas con detenido, pero llega otro importante volumen de procedimientos por otras vías no urgentes, lo que da una idea del importante número que se están siguiendo en esa juzgado.
—El Palacio de Justicia está inmerso en un importante proyecto de mejora de las instalaciones. ¿Cómo están afectando a la actividad cotidiana y qué supondrá en el futuro?
—Cualquier obra, sobre todo cuando son de las dimensiones de la que se está realizando, trae incomodidades y problemas que se trata de subsanar con la buena voluntad de todos los afectados. Realmente lo que va a suponer para el Palacio de Justicia de Ferrol es importante, porque vamos a tener una sede específica para el juzgado de guardia, que éramos la única ciudad de Galicia que carecía de ella. Vamos a mejorar el estado general del inmueble, lo que significa una mejora de las condiciones de trabajo de todos los que prestamos aquí servicios, y también se va a producir una reordenación de los juzgados. Actualmente la distribución era caótica, con lo cual tendremos separadas las jurisdicciones especializadas en el edificio nuevo, y dentro del edificio antiguo los juzgados civiles ocuparán las estancias de las plantas inferiores y los juzgados de instrucción estarán en las plantas superiores, por orden correlativo. De todos formas, mi opinión personal y que ya le he comunicado al Tribunal Superior en distintos informes, es que hace falta un nuevo edificio judicial en la ciudad de Ferrol, porque la obra lo que no puede subsanar es el problema de la falta de espacio. El edificio prácticamente ya no da para más y, por lo tanto, cualquier solución de futuro pasa por un nuevo edificio.
—La Comisión Mixta acordó esta misma semana la nueva propuesta de juzgados para Galicia y Ferrol no aparece. ¿Qué se necesita con urgencia?
—Violencia de Género, un juzgado de primera instancia y una sección de la Audiencia Provincial. Ésas son las necesidades de Ferrol.

Written by edgarjaramillo

octubre 1, 2010 at 3:36 am

Publicado en Uncategorized